Vender Cartier

Ancienne Vintage Gallery

¿Quiere vender su Cartier de forma rápida, segura y discreta? Obtenga el máximo importe por su reloj de lujo en el mercado internacional a través de nuestro servicio de compra o de gestión de venta.

En Ancienne somos expertos con más de 25 años de trayectoria en la tasación y compra-venta de relojes de lujo. Contacte con nosotros e infórmese de cómo vender su reloj Cartier.

Compramos, intercambiamos y gestionamos la venta de relojes de alta gama, si desea ofrecernos su reloj, rellene el formulario.

    <

    Cargar imagen en formato jpg, png (max 8MB)

    Borrar

    Borrar

    Borrar

    *Campos obligatorios.

    Este sitio está protegido por reCAPTCHA y aplica Política de privacidad y Términos de uso de Google.

    Si tiene algún problema para enviar las fotografías, envíelas por email o whatsapp.















    Sobre Cartier

    Fundada en 1847 por Louis-François Cartier este estandarte de la joyería mundial ha sido desde hace más de un siglo sinónimo de calidad y excelencia. Cartier cuenta además con una manufactura relojerapropia,ya que muchos de sus relojes montan movimientos “hechos en casa”.

     

    En 1874, el hijo del fundador, llamado Alfred Cartier, comenzó a administrar la compañía con éxito, pero fueron sus tres hijos Louis, Pierre y Jacques los responsables de asentar las bases de una de las mayores joyerías de todos los tempos. En 1899 Cartier abrió por primera vez sus puertas al gran público en la mítica boutique número 13 de la Rue de la Paix en la capital francesa, dirigida por Louis y Alfred, que fueron los principales impulsores de la Maisondurante sus inicios.

     

    A pesar de que Cartier nació como una joyería especializada en diseños únicos y piedras de gran calibre, no hay que olvidar la gran influencia que ejerció en el diseño y promoción de relojes de pulsera a principios del siglo XX.

    Alfred fue el responsable de vincular a Cartier con el mundo de la relojería. En 1888 encontramos ya el primer ejemplo de reloj de pulsera. Se trataba de lo que hoy denominamos reloj-joya, y fueron diseñados exclusivamente para el público femenino. Cartier estaba dando los primeros pasos hacia lo que sería uno de sus logros más preciados y un icono en la historia de la relojería moderna: el Cartier Santos. El Santos fue el primer reloj de pulsera masculino con correa de cuero. La amistad de Louis Cartier con el brasileño Alberto Santos Dumont (peinero de la aviación moderna) dio nombre a este reloj que desde 1911 y hasta la fecha, no ha dejado de producirse.

     

    Debido a su practicismo y a lo encantador de su historia, el Santos obtuvo rápidamente una gran aceptación por parte de la alta sociedad parisina y se convirtió en sinónimo de buen gusto y elegancia. La caja cuadrada y los estilizados número romanos subrayados por un chemin de ferse convirtieron en símbolo de los valores estéticos de la marca.

    El segundo gran reloj de pulsera elaborado por Cartier fue revolucionario y fácilmente reconocible por su forma de barril. Se trata del modelo Tonneau, que introducía esta peculiar forma en el mundo de la relojería e inauguraba el estilo de Cartier, caracterizado por los números romanos de sus esferas y el peculiar cabuchónazul de zafiro en la corona.

    En 1912 nació de otra de las piezas clásicas de la relojería de Cartier, el reloj Bagnoire caracterizado por su diseño oval. Ese mismo año, la marca empezó a engastar diamantes de talla baguette en algunas de sus piezas femeninas.

     

    Las primeras dos décadas de 1900 se considera el zénit de creatividad de la firma, ya que en 1919 nació otro de los grandes iconos de la relojería moderna: el modelo Tank.

    Inspirado en el tanque militar Renault, el modelo Tank juega con el contraste de formas, retornando a la línea simple y pura y a la elegancia estilística tan deseada por la firma.

    Las nuevas formas estéticas fueron acompañadas de nuevos avances técnicos y empresariales. A principios de la década de los años veinte Cartier creó junto a Edward Jaeger una pequeña empresa que proporcionaba los  movimientos de relojes a Cartier de forma exclusiva. La llamaron European Watch & Clock.

     

    Durante el periodo de entreguerras, Cartier continuó expandiéndose por todo Europa y Asia ofreciendo a su clientela nuevos y lujosos puntos de venta así como diseños llamativos y únicos como el Tank Asymétrique (1936)

    El año 1942 vino marcado por la muerte de Louis Cartier, lo que supuso un duro golpe para la compañía, que un año más tarde se superó a si misma creando el primer reloj resistente al agua: el Pasha. Este modelo elaborado en oro en sus inicios montaba una corona a rosca ideada para resistir al agua y la humedad y una rejilla que protegía el cristal de posibles golpes.

    Pocos años después en 1945, Pierre Cartier se puso al mando de la empresa.

     

    Años más tarde nació uno de los modelos mas atípicos hasta la fecha, el Crash Watch, un reloj caracterizado por la forma de su caja “deshecha” que recordaba a formas puramente dalinianas.

    Ya en la década de los setenta, un grupo de inversión liderado por Joseph Kanoui compró Cartier París y se propuso relanzar la firma. El Presidente de la compañía, Robert Hocq, creó el concepto “Les Must de Cartier”. Revisaron los modelos más emblemáticos de la firma y los impulsaron y promocionaron de nuevo en el mercado internacional.

    Los años ochenta fueron marcados por una gran diversificación de producto. Cartier creaba ahora objetos de lujo tales como perfumes o gafas y fue durante eseos años en los que la firma tuvo su primera exposición retrospectiva en París.

     

    Perrin fundó en 1991 el Comite Internacional de la Haute Horlogerie (CIHH) para organizar el primer salón internacional de la Alta Relojería, que tuvo lugar en Ginebra ese mismo año.Así pues, Cartier es simbiosis entre tradición e innovación tanto en el campo de la joyería como de la relojería moderna.

     

    En Ancienne siempre estamos interesados en adquirir nuevos relojes. Nos centramos principalmente en piezas vintage que datan de los años 40 hasta finales de los 80. Estamos especializados en las principales marcas suizas como Rolex, Patek Philippe, Cartier, Audemars Piguet, Vacheron Constantin, etc poniendo especial énfasis en la rareza y la calidad.

     

    Compramos, intercambiamos y gestionamos la venta de relojes de lujo vintage. Si desea vender su Cartier, rellene el formulario.

    Quiero vender mi reloj

    Gracias

    Tu solicitud ha sido enviada.